El valioso aporte de lugareños y su sabiduría de vida

Compartir

Un balance “altamente enriquecedor” dejaron las recientes jornadas abiertas de capacitación e intercambio de conocimiento sobre la cuenca del río Pilcomayo. Estas se llevaron a cabo en comunidades del extremo oeste, la mayoría de las cuales y debido al errático comportamiento del curso debieron relocalizarse en tres y hasta cuatro ocasiones.

El diputado provincial Roberto Vizcaino aprecio estas jornadas llevadas a cabo en escuelas de la zona, donde asistieron dirigentes aborígenes y criollos, docentes, alumnos y población en general, además del aporte de geógrafos que forman parte de una organización provincial.

Indico que “es de enorme importancia de que todos conozcan el comportamiento del rio Pilcomayo y su impacto en toda la cuenca. Desde hace más de cuatro siglos atrás que el Pilcomayo viene teniendo un comportamiento tan diverso y lo mantiene en nuestros tiempos, generando impactos de todo tipo en la población y la geografía provincial”.

“Ahí reside el valor en que la población de toda la zona oeste, que convive con el rio, sepa su historia y de esa manera comprenderá mejor las situaciones que cíclicamente se generan”, afirmo.

Grafico diciendo que “prácticamente la totalidad de las poblaciones situadas desde María Cristina hasta La Rinconada y otras cercanas han tenido que relocalizarse en tres y hasta cuatro ocasiones producto de las inundaciones y sedimentación que produjo el Pilcomayo a lo largo del tiempo”.

Conto que la “vieja misión San Andrés por ejemplo albergo a Sombrero Negro hoy La Rinconada, luego El Potrillo y que primero se traslado a lo que fue El Potrillo viejo donde llego la colmatación y nuevamente a trasladarse a la actual asentamiento”. Señalo que

“se tratan de comunidades que décadas atrás estaban a la vera del rio Pilcomayo y debieron reubicarse, por eso es valioso conocer el comportamiento de un curso atípico”.

 

Un rio que transforma

 

La licenciada en Geografía Patricia Pastor, integrante de la Asociación de Geógrafos de Formosa (GEOFOR), explico que “el rio esta transformado el territorio por el cual transcurre, y destaco el “enorme valor de que las comunidades de la zona nos dieran sus experiencias de vida”.

Explico que junto a colegas “lo que presentamos acá es el registro de un montón de gente que estuvo haciendo anotaciones que por ejemplo decían que en tal año el rio se horqueteó en Pozo Navagan, en 1933 en Fortín Nuevo Pilcomayo y otros aportes muy valiosos. Todo eso y lo que estanos rescatando ahora lo convertimos en un recurso didáctico para las actuales y futuras generaciones”.

Pastor indico que “el rio constantemente divaga, por eso le dicen el rio indómito. Es un formador de la cuenca sedimentaria que forma la llanura Chaqueño-Pampeana entre el Macizo de Brasilia y la Cordillera de los Andes. Es el trabajo que está haciendo el Pilcomayo: rellenar esta cuenca”.

Considero que “debemos tratar de conocerlo lo mejor que podamos con todas las herramientas disponibles, para así poder mitigar el impacto que genera su comportamiento”. Tras dejar en claro que “no podemos frenar las lluvias en la alta cuenca del Pilcomayo y toda el agua y sedimento que acarrea”, sin embargo destaco el “enriquecimiento mutuo entre los pobladores y su sabiduría tan valiosa de un registro diario y en la memoria, con quienes fuimos a la universidad”.

Puso de relieve que en las recientes inundaciones “hubo poblaciones y su infraestructura ocupada completamente por los sedimentos, pero si uno compara el impacto del Pilcomayo antes del Proyecto Pantalón y lo que sucedió ahora con esta crecida extraordinaria, existe una enorme diferencia”.

“Ahora pudo ser controlado, atendido y sobre todo la población no sufrió lo de antes. De todos modos, cada experiencia te va dejando nuevos aprendizajes, y en ese camino de documentar la información y socializarlo estamos”, sostuvo.

 

Estudios precisos

 

El jefe comunal de Pozo de Maza, Adolfo Víctor Pérez, conto que estuvieron recorriendo toda la zona con los baqueanos lugareños, “aportando las sapiencias propias y las que le legaron sus antepasados que ya habitaron esta región hace muchísimos años”.

Aludió a que en esta tarea cuentan con el acompañamiento de los equipos técnicos y las fotos satelitales, estudios topográficos.

Explico que “todo esto hará posible poder trabajar con mayor precisión, algo no sencillo a partir de un rio como el Pilcomayo que divaga erráticamente en cada ciclo”.

“Se viene trabajando en determinar los terrenos más elevados y seguros donde reubicaran a los pobladores de once comunidades (Churcal, Madrugada, Tres Yuchan, La Esquina, Pozo Ramón, Isla García, entre varias otras). Algunas familias ya se han asentado en una zona donde se estima reúne las condiciones, algo que los estudios finales lo determinaran con precisión, pero en total son unas 400 familias que deben ser reubicadas”, afirmo, anticipando que  “este traslado podría comenzar en algunos casos durante las vacaciones de julio, con lo cual no se perturbara el dictado de las clases a los chicos”.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here