Verifican inexistencia de “arsénico y glifosato” en agua potable en comunidad rural de Loma Senes

Compartir

Como consecuencia de la denuncia efectuada por al -APDH Regional Formosa-, quienes afirmaban la presencia de glifosato y arsénico en el agua  para consumo humano en la zona de Loma Senés, colonia rural cercana a Pirané, la Defensoría del Pueblo de la pro9vkjcia expuso que se tomaron muestras y se sometieron las mismas a los análisis de especialistas que determinaron la aptitud de la misma para el consuno humano y la inexistencia de estos tóxicos.

El organismo constitucional refirió a que la institución de Defensa de los Derechos Humanos, planteaba que el vital líquido había sido sujeto a análisis realizados por la Cátedra de Toxicología y Química Legal de la Facultad de Farmacias y Bioquímicas de la Universidad de Buenos Aires, siendo que la presencia de estos químicos o pesticidas traen aparejado graves efectos negativos en la salud de las personas, y que se relacionan con numerosas enfermedades.

Ante esto es que  la Defensoría tomó intervención inmediatamente, requiriéndose los informes y análisis correspondientes al Administrador del Servicio de Agua Potable -SPAP- Julio César Vargas Yegros.

En este contexto el Ombudsman Provincial, José Leonardo Gialluca, informó que “en fecha 8 de junio del corriente año, el gerente de Saneamiento A/C Emilio Duarte, informó que el día 18 de abril del corriente año se extrajeron las muestras de agua potable en Loma Senés, en la perforación de servicio y resguardadas con las técnicas exigidas para los muestreos. Luego de los procesos técnicos correspondientes y del análisis de las muestras, surgió que “el agua potable que se provee en Loma Senés -es apta para consumo humano- y se ajusta a toda la normativa vigente”.

Se aclaró además al Organismo de la Constitución, que la demora en la respuesta, obedeció justamente a que “atento a la naturaleza de la denuncia llevada a cabo en su momento y donde se solicitaba la inmediata implementación de la Ley Provincial 1163 de “Protección de la Salud Humana, Animal y Vegetal”, reglamentada en el año 2003, es que se enviaron muestras  a un laboratorio particular para confirmar la absoluta inexistencia de elementos que puedan determinar que el agua, que se consume por las familias de Loma Senés, “sea apta para consumo humano y no represente ningún peligro para la salud de los mismos”. Descartada la presencia entonces de glifosato y arsénico en el agua el Ombudsman Provincial señaló que “no obstante a ello y para que todos los vecinos, no solo de Loma Senés sino de las comunidades aledañas a la localidad de Pirané, tengan la seguridad de que su salud y ambiente se encuentran protegidos y no afectados por alguna actividad desarrollada por el hombre, es que solicitaremos intervención al ministerio de la Producción y Ambiente para que se involucre en las actividades de producción y otras de la Comunidad de Loma Senés y de toda la zona de Pirané, con el objetivo de fiscalizar el uso irregular de plaguicidas que pudieran ocasionar algún tipo de perjuicio, cuyos resultados también se darán a conocer oportunamente”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here