Critican decisión del gobierno jujeño de cobrar a extranjeros por salud pública

Compartir

El ex diputado nacional de Formosa Carlos Donkin se refirió a la polémica que se generó en Jujuy, donde el ministro de Salud propuso que los ciudadanos bolivianos que cruzan la frontera paguen por ser atendidos en los hospitales públicos de la provincia.

La semana pasada, el Gobierno jujeño confirmó que le cobrará a los extranjeros la atención en los hospitales públicos. Y ya analizan cuál será su costo. El seguro que deberán abonar por ese concepto, al ingresar al país, costará “entre 20 y 30 dólares”, indicó el ministro de Salud de la provincia, Gustavo Bouhid.

La eliminación de la gratuidad de la atención para ciudadanos del exterior es parte de un nuevo Plan de Salud de Jujuy, que será presentado en la Legislatura local por el gobernador de la UCR-Cambiemos Gerardo Morales con la apertura de sesiones. Si bien el oficialismo está decidido en avanzar en ese sentido, el proyecto tendrá que ser aprobado por los parlamentarios.

“Desgraciadamente hay algunos políticos que representan la idea de la exclusión y solamente servir al que tiene dinero”, criticó Donkin sobre la propuesta que impulsa el gobernador Morales, aliado del presidente Mauricio Macri.

Indicó que “cuando inició su gesta libertadora, San Martín nunca habló siquiera de la República Argentina, hablaba de una Latinoamérica, de la integración, de que los pueblos tenemos que ser solidarios para crecer en conjunto”, subrayando que “esto no es nuevo, la derecha siempre trata de excluir y de ver al extranjero, el trabajador o turista que viene, como un agresor o como alguien que viene a llevarse los servicios que se prestan”.

El ex legislador nacional del PJ-Formosa, de profesión odontólogo, resaltó que “el servicio público de salud en Argentina fue instaurado en la época del general Juan Domingo Perón con el doctor Carrillo a la cabeza, a partir de allí viene la gratuidad que nosotros tenemos. No se debe discriminar a absolutamente a nadie”.

En ese sentido, recordó que “si uno se pone a mirar hacia atrás se puede dar cuenta que en la Ciudad de Buenos Aires, cuando el actual presidente era jefe de Gobierno, ya pretendía cobrarles a los que venían del Conurbano bonaerense a atenderse en los hospitales de la CABA”, agregando que “esta idea primigenia de cobrarle a aquel que consideran distinto y no representa lo que ellos tienen como ideario no es nuevo”.

“Es una práctica totalmente común en ese tipo de pensamiento en el cual ven al extranjero, al desposeído, al más humilde como un agresor al sistema”, significó Donkin, aseverando que “estoy absolutamente en contra de ese pensamiento y de ese sistema de práctica de la salud pública, ya que la misma debe ser precisamente pública y solventada por el Estado desde los impuestos que pagamos todos los argentinos. Desde ese principio filosófico peronista que tenemos, estoy en contra”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here