De la Rosa sentenció que el atentado contra CFK es “gravísimo” para la democracia

Compartir

 En la tarde del viernes 2, miles de militantes de agrupaciones políticas y sociales alineadas al oficialismo, se concretaron en las diferentes plazas del país y marcharon en apoyo a la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner, luego de sufrir un intento de magnicidio.  

Al referirse a esta expresión de apoyo, la auditora General de la Nación, licenciada Graciela de la Rosa, consideró que fue una “adecuada medida” la que tomó el presidente Alberto Fernández, los diputados y los senadores, al pronunciarse rápidamente en repudio a “este atentado hacia la vicepresidenta”. 

Considerando este hecho de violencia como “gravísimo para la democracia”.

En ese sentido, sostuvo que “Cristina Fernández está siendo víctima de una persecución atroz por una parte de la justicia”, y la catalogó como “esa pantomima que armaron, un fiscal acusatorio que formó un equipo en la quinta de Mauricio Macri”. 

“De ahí, fue directamente hacer una representación de la culpabilidad de Cristina, con argumentos que jurídica ni políticamente no corresponden a la justicia decir semejante cosa”, dijo contundente. 

“Esa cuestión, es el relato de una derecha argentina minoritaria”, remarcó, agregando que “ellos siempre fueron el brazo político de las dictaduras militares”. 

En esa línea, consideró que “todo ese discurso de odio en algún momento revienta”; y señaló que “este es un momento de reflexión para todos”. 

Respecto a las movilizaciones en apoyo a la vicepresidenta, que se llevaron a cabo a lo largo y ancho del país, expresó que “son años y años de esta historia, y cuando la atacaron a Cristina, el peronismo se unió”. 

“Nosotros sentimos en la piel, es el ADN que tenemos de nuestros padres y abuelos, de lo que ocurrió en 1.955, tenemos las cicatrices en nuestra propia familia, desde los fusilamientos, los encarcelamientos, los 18 años de proscripción y lo que ha ocurrido en la dictadura militar”, manifestó la funcionaria.  

Mencionando que, durante esa época atroz, “compañeras y compañeros fuimos encarcelados y torturados” al mismo tiempo que “hemos perdido amigos que fueron fusilados y desaparecidos”. 

“Siempre está la memoria histórica del peronismo y de todos los movimientos sociales que siempre lo acompañan”, reafirmó.

Siguiendo esa línea, puntualizó que “entonces, cuando vemos que la atacan a Cristina, por peronista y hasta por ser mujer, es el peronismo el que responde y que ahora se ha unido”. 

De esa manera, enfatizó que “nos unen las banderas del peronismo, los derechos sociales, económicos, que a veces, lastiman a los pocos que tienen privilegios, y ellos están haciendo esa política atroz de odio en la Argentina”. 

Al finalizar, De la Rosa reflexionó que “la democracia ya venía herida con las acciones de odio y desinformación permanente, de la fabricación de malas noticias por parte de los medios nacionales”.