Educando sin pausa para evitar el dengue

Compartir

Niños que asisten a los jardines de infantes continúan aprendiendo de forma ininterrumpida hasta el final del ciclo escolar, las medidas destinadas a evitar la presencia del mosquito vector del dengue, Aedes aegypti, con el objetivo de que sepan como colaborar en sus casas junto a sus familias.

Cabe señalarse que este tipo  charlas educativas  son una de las tantas acciones preventivas que realizan los equipos de profesionales y agentes de salud dependientes del Ministerio de Desarrollo Humano formoseño para enseñar a los escolares como prevenir entre todos las enfermedades transmitidas por vectores; en este caso por un insecto que transmite el dengue, zika y chikungunya.

En este caso el trabajo fue realizado con los niños del Jardín de Infantes n° 12 ubicado en el barrio 1 de Mayo de nuestra ciudad. Las mismas son concretadas cada semana y  preparadas teniendo en cuenta las edades del auditorio, con el fin de hacer “dinámicas adecuadas que ayuden a comprender mejor los mensajes difundidos”, explicaron los organizadores

Esta charla de modalidad taller, abarcó exposiciones donde se utilizaron materiales audiovisuales, láminas, maquetas, títeres y otros elementos, apuntando a mostrar las medidas de una forma práctica, donde los niños como participantes “aprendan cuales son las tareas con las que pueden colaborar en sus casas para evitar que el mosquito vector del dengue se reproduzca”.

A lo largo de la charla, hicieron hincapié en las medidas para evitar la formación de criaderos. Entre estas recalcaron: eliminar todo tipo de objetos que no se usen y que puedan acumular agua en el interior de las casas, patios y alrededores; vaciar los que no puedan ser eliminados; tapar de forma “hermética” los tanques, aljibes, cisternas y otras cubetas acopiadoras de agua; cambiar a diario el agua de los bebederos de animales y floreros; entre otros.

Fue asimismo remarcada  la necesidad de “proteger el cuerpo con repelente, sobre todo a la mañana temprano y a la tardecita” y se solicitó a los niños que “compartan con sus familiares, amigos y vecinos lo aprendido en el jardín”.

“Ellos son excelentes multiplicadores de la información que les brindamos”. Así destacaron que “son los niños más pequeños los que más interés demuestran en estas charlas y quienes en sus hogares les recalcan a los adultos lo que debemos hacer para evitar el dengue”.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here